Saltar al contenido
Juegos Tradicionales

La maroma

La maroma

Este  juego forma parte de las tradiciones Argentinas, que por cierto todavía se conserva, el salto de la maroma es un juego o también considerado por algunos como un deporte, en el cual se requiere habilidad, concentración y destreza. Se tienen que encerrar los potros sin domar en un corral o establo. Se coloca una barra de madera a la altura que corresponda, en la única entrada del mismo, por la que sólo tienen que haber un espacio para que pase un caballo. Un hombre se ubica encima de la barra con las piernas abiertas y salta sobre el lomo del animal que pasa a galope. El objetivo de este juego es sostener en pelo y sin silla, para asegurar sus espuelas sobre la barriga del potro. Este juego es un total desafío para todos.

Descripción

Este juego o deporte se practica en campo totalmente abierto con un potro y barra de madera, puede ser practicado por uno o varias personas.

Como se juega a la maroma

Si se juega en grupo tienen que dividirse en grupo de dos: los jefes agarran la maroma, en la mitad, se ubican en cada lado o en dirección opuesta, dejando entre los dos un metro o menos. Los demás jugadores van ubicándose detrás de sus respectivos jefes y en la misma dirección que ellos.

A la cuenta de ¡uno, dos, tres! cada equipo jala para su lado procurando arrastrar hacia su lado  y el otro hacia el lado de él,  el que lo consiga, es el ganador. Ordinariamente entran todos a la par en la lucha; pero a veces los jefes convienen en poner nada más que unos pocos y reservar los otros para el momento que les parezca más oportuno y dar una sorpresa a los adversarios. Este juego sirve también como entrenamiento físico para desarrollar y fortalecer la habilidad y la fuerza física.